Colgantes de Plata 

Colgantes de Plata

Similares a los collares, los colgantes de plata son una de las joyas más antiguas que existen y, en su momento, su significado se relacionaba con la riqueza y el poder. Sin embargo, es importante diferenciar entre collares y colgantes. Un colgante de plata es un adorno que va colgado normalmente de una cadena, ya sea de metal, de tejido o de caucho.

Se trata de una joya muy versátil, ideal tanto para el día a día como para una ocasión especial. Y es que la gran variedad de formas, acabados y estilos convierten a los colgantes de plata en un básico en todo tocador o mesita de noche.

Más

Un colgante para cada día de la semana y ocasión

Colgantes de plata con piedras:  Esta tipología de colgantes están formadas por una cadena de plata y un adorno que puede ser una perla, una o varias circonitas, nácar u otras piedras. Son un accesorio elegante y fino ideal para todas las ocasiones. Normalmente, los colgantes con perlas o circonitas son pequeños, mientras que los que llevan un colgante de nácar acostumbran a ser más grandes.

Colgantes de plata con adorno de plata: Como bien indica su nombre estos colgantes están formados por una cadena de plata y un colgante también de plata que puede variar de tamaño y forma.  Normalmente, llevan un único adorno, pero existe la posibilidad de encontrar colgantes de plata con más de un adorno. 

Colgantes de plata dobles: Son una modalidad que se ha puesto muy de moda en los últimos tiempos y está formado por dos colgantes, uno más largo que el otro, y con un único cierre.

Los colgantes de plata, igual que los collares de plata, pueden tener diferentes medidas; más largos o más cortos, tipo gargantilla. Asimismo, y como hemos comentado al principio, la cadena puede ser de plata, así como otros materiales como determinados tejidos o caucho. 

Esta pieza de joyería puede tener un significado muy especial y encontramos diferentes modelos que representan el amor maternal, fraternal o de pareja, la amistad, la familia o la protección, así como significados.

Como has visto existen una infinidad de colgantes de formas, tamaños y diseños diferentes; lo que comparten todos nuestros colgantes es que están hechos de plata, y más concretamente de plata Esterlina o la plata de Ley 925, compuesta por un 92,5% de plata y un 7,5% de cobre. Este último material le confiere a la pieza resistencia y dureza.  

¿Cómo cuidar y mantener tus colgantes de plata como el primer día?

Como en el caso de los collares de plata, los colgantes también requieren de un mantenimiento adecuado y regular para que su apariencia sea como la del primer día.  A continuación, te damos algunos consejos que debes tener en cuenta para cuidar tus colgantes:  

  • Vigilar con los productos químicos: Es recomendable quitarse los collares durante la ducha, aplicación del maquillaje o cremas y evitar el contacto con productos abrasivos como el cloro o la sal.
  • Guardar la joya en un lugar seco y fresco, que sea hermético: Un buen sitio es la cajita original con la que lo compraste.
  • Vigilar con la ropa: Es importante quitarse los colgantes cuando nos cambiamos la ropa porqué la cadena, normalmente muy finita, podría engancharse con la tela y estropear, rayar o romper la joya.
  • Utilizar un trapo de limpieza: Utiliza un trapo delicado o gamuza para limpiar las joyas y quitarle las posibles huellas dactilares o polvo que puede tener. Si lo prefieres puedes utilizar un poco de algodón.

Para una limpieza en más profundidad, puedes utilizar agua tibia con un poco de jabón neutro. Sumerge el collar y déjalo actuar durante unos minutos. Posteriormente, sécalo con mucho cuidado.

¿Cómo combinar tus colgantes con elegancia y a la vez con sencillez?

Como hemos explicado, los colgantes de plata son una de las joyas más versátiles que existen. Combinan a la perfección con todo tipo de looks y con otras joyas. De todos modos, desde Toque de Plata queremos darte algunos consejos en tu día a día o para ocasiones especiales.

Fácil de combinar: El peculiar brillo de la plata y su enorme elegancia la convierten en un complemento ideal para cada ocasión y fácil de combinar con cualquier prenda, independientemente del color. Si lo combinas con ropa oscura, por ejemplo, le darás un aire más sofisticado a tu look, mientras que si lo combinas con ropa clarita, conseguirás un aire más juvenil y fresco.

Apuesta por más de un colgante: ¡Sí, es una de las últimas tendencias! Combinar dos o tres colgantes finitos y de diferentes largos y tamaños. El principio básico de esta tendencia es empezar por los colgantes más finos y pegados al cuello y seguir gradualmente con otros más largos y vistosos o de mayor tamaño.

¡Dale color!: Atrévete con un colgante finito y otro un poco más grande que le dé un toque de color ¿Te atreves con el nácar?

No hay productos

Estar determinado Envío
0,00 € Impuestos
0,00 € Total

Precios con IVA incluido

Revisa