25 septiembre 2019

Anillos grandes vs anillos finos

“¿Y el anillo para cuándo?” le canta Jennifer López a su pareja.

La siguiente pregunta la debería formular él… “¿pero, anillos grandes o anillos finos?”.

En primer lugar, diferenciamos entre un término y otro. Los anillos de plata finos son aquellos más estrechitos y pueden ser lisos o con adornos.

Por el contrario, los anillos grandes acostumbran a tener un tamaño mayor y, en consecuencia, también aumenta su peso. El anillo grande también se caracteriza por ser más vistoso, más ancho y, por tanto, sus motivos decorativos se ven mucho mejor.

La historia de los anillos se remonta a la prehistoria y siempre han estado caracterizados por un intenso significado emocional. Su simbología y uso ha ido evolucionando con el paso de los años, las épocas y en las diferentes culturas.

La característica que homogeniza la historia de los anillos y que podría resumir su uso responde a su forma geométrica. El círculo es símbolo de misterio y eternidad de la vida. Ahora toca escoger el grosor de este círculo… anillos grandes o anillos finos, ¿con cuál nos quedamos?

Anillos finos

Si eres como el escritor británico J.R.R. Tolkien, autor de “El señor de los anillos”, te quedarás con un anillo fino. Esta joya mágica y de incalculable poder ha hecho historia a pesar de su reducido tamaño… ¡no podemos subestimar el potencial de los anillos finos! Tan solo esperamos que tu objetivo nunca sea destruirlo.

La ventaja más destacada de esta tipología de anillo es la comodidad al llevarlo. Algunas personas se acostumbran tanto a llevar sus anillos finos que no se lo quitan prácticamente nunca.

Se trata de una joya de plata que pasa a formar parte de ti y te acompañará en todo momento. Siendo casi como un tatuaje, una peca o una cicatriz, pasará a formar parte de tu cuerpo. Y, si algún día te lo quitas, sentirás que te falta algo.

Anillos grandes

anillos de plata

Por otra parte, en el momento de elegir, también debemos tener en cuenta la existencia de los anillos grandes. Históricamente, esta tipología de anillo ha simbolizado el poder y la protección.

Los anillos grandes son perfectos si lo que quieres es definirte a través de esta joya. Estos modelos presentan una gran variedad de diseños, formas y motivos diferentes. Por esta razón, puedes elegir el que mejor te defina. Además, ¡siempre se han caracterizado por ser el talismán perfecto!

¡Atrévete a combinarlos!

En el caso de los anillos la decisión no tiene por qué ser tan drástica como con otras joyas. No es necesario que elijamos exclusivamente entre uno u otro. ¡Podemos combinar ambos tamaños!

Llevar anillos grandes y anillos finos en una sola mano está de moda. Las personalidades más influyentes del mundo de la moda lo han confirmado, ornamentar las manos de forma excesiva (siempre que se haga con cuidado, cariño y buen gusto) es lo más trendy de la temporada.

Disfruta de la magia de los anillos, tanto de los anillos grandes como de los finos. Se trata de una joya con gran personalidad y capaz de hablar sobre ti. Decorar las manos ha sido siempre un acto mágico: proteger esta parte del cuerpo, la cual es capaz de hablar sobre nuestra historia y nuestro futuro.

De la misma manera que se puede leer el futuro a través de las marcas de nuestras manos, también es posible saber cómo somos por los anillos que nos acompañan, tanto los grandes como los finos.